Del dicho al hecho histórico: ¿de dónde viene la expresión «más chulo que un ocho»?
Ilustración: Fernando Serra

Para encontrar el origen de la expresión «más chulo que un ocho» tenemos que viajar, cómo no, a la ciudad de Madrid. En la época en la que en la capital había tranvías, el número 8 era el que se utilizaba durante las fiestas locales de San Isidro Labrador (15 de mayo), para desplazarse desde la Puerta del Sol hasta la ermita de San Antonio de la Florida.

Durante todo el día, el tranvía iba y volvía, repleto de madrileños y madrileñas engalanados con su indumentaria típica de chulapos, que visitaban la ermita para rendir culto al santo.

La expresión, que hoy en día empleamos para hablar de alguien o algo que, aun teniendo cierta gracia o belleza, actúa de forma desafiante, comenzó entonces a ser utilizada por los madrileños para referirse a ese tranvía, cargado de «chulapos» y «chulapas», que iba y venía destilando toda su chulería por el centro de Madrid.

Fuente de consulta: SIMBARTLOVÁ, Alena. [Buitrago Jiménez, Alberto. Diccionario de dichos y frases hechas]. Études romanes de Brno, 2013, vol. 26, no 1, p. L17.

¿Te apasiona la historia? ► Infórmate sobre el Grado online en Historia y Geografía de la Universidad Isabel I.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.
15 + 0 =
Resuelve este sencillo problema matemático e introduce el resultado. E.g. para 1+3, insertar 4.