En la actualidad existe una gran cantidad de aeronaves pilotadas por control remoto, los llamados drones. Son adquiridos y manejados por personas o empresas para fines lúdicos o prefesionales, en algunos casos sin ser conscientes de las implicaciones técnicas y legales que ello conlleva.

Existen drones de todos los tamaños y con múltiples funcionalidades técnicas, como transmisión de datos por wifi, señalización GPS, grabación de vídeo, etc.). Están siendo utilizados tanto en zonas pobladas como en zonas no pobladas y, en muchas ocasiones, infringiendo la normativa actual que regula su uso.

Desde el punto de vista de la ciberseguridad, estos dispositivos también están expuestos a riesgos de pérdida de confidencialidad, integridad y disponibilidad. Sobre todo por el uso de tecnologías y sistemas informáticos, susceptibles de ser vulnerados y cuyo uso y aplicación, en ocasiones, no está cumpliendo con todas las medidas legales y de seguridad adecuadas para generar la confianza necesaria para un desarrollo y uso seguro de estos aparatos.

Cuestiones como la identificación, la alteración o la anulación de las señales wifi o GPS que utilizamos para comunicarnos con los drones pueden afectar a la seguridad de estos aparatos. El cumplimiento de la normativa específica, los estándares de seguridad y la protección de datos personales, en lo referente a la grabación de imágenes o recogida de señales, puede interferir, entre otras, con la privacidad de las personas.

Desde el punto de vista de la seguridad de la información, la seguridad física y la protección de infraestructuras estratégicas o críticas, los drones pueden suponer un riesgo que considerar.

Desde que estos aparatos vuelan por nuestro espacio aéreo, han ocurrido incidentes relacionados con drones, que han constatado estos riesgos en seguridad; algunos de ellos han puesto en alerta a Gobiernos e instituciones públicas, que han obligado a crear una normativa reguladora. 

Otros casos de incidentes son las grabaciones realizadas a infraestructuras críticas, como el vuele sobre siete centrales nuecleares de Francia, que con su actual estado de alerta antiterrorista de nivel IV, es una potencial amenaza muy a tener en cuenta y que debe de ser controlada.

La propia naturaleza de algunos aviones no tripulados puede dar lugar a una sensación de vigilancia sin que los interesados sean conscientes de la ubicación del dispositivo, de la identificación del responsable ni de los fínes para los que se utilizarán dichas imágenes. Por lo tanto es importante dar una orientación específica sobre como cumplir con las normativas de protección de datos en este contexto a fin de otorgar garantías y respeto a los derechos de las personas para el caso de que resulte la normativa de protección de datos de aplicación y no nos encontremos en la excepción del ámbito doméstico.

Está muy claro el beneficio que los drones pueden aportar a muchas actividades en las que planificar, acceder, visualizar, analizar, tomar decisiones y actuar, se puede lograr de manera más eficiente que mediante otros procedimientos. Muchas empresas importantes como Google, Amazon y otras de paqueteria expres, están haciendo proyectos de investigación para nuevos usos de estos dispositivos, de los que cada vez, iremos descubriendo más beneficios.

Es por ello, que el establecimiento y aplicación de la normativa y requisitos de seguridad por parte de todos los actores, usuarios, fabricantes y organismo reguladores, deben de garantizar un uso seguro, con una constante actualización. Para todos aquellos otros usos no permitidos, la Agencia Española de Seguridad Aére (AESA), tiene la capacidad sancionadora, dando lugar a multas que van desde los 4.000 € hasta los 70.000 €.

Actualmente, existe un nuevo proyecto de ley, que será aprobado en los próximos meses, en el cual se facilita el desarrollo de actividades con estas aeronaves no tripuladas, llegando incluso, a poder ser utilizadas por empresas de seguridad privada para colaborar con la vigilancia de grandes superficies, que realizan algunos vigilantes.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.
2 + 16 =
Resuelve este sencillo problema matemático e introduce el resultado. E.g. para 1+3, insertar 4.