Ana Pascual Maté, en el centro, durante el XVIII Concurso de Cata de Mieles.

28 de noviembre de 2019.  Ayer se celebró el XVIII Concurso de Cata de Mieles de la Indicación Geográfica Protegida (I.G.P.) Miel de Galicia, en Santiago de Compostela, organizado por la Consellería do Medio Rural de la Xunta de Galicia a través de la Agencia Gallega de la Calidad Alimentaria y el Consejo Regulador de la I.G.P.

Dependiendo de la zona, la altitud y el tipo de néctar al que las abejas tengan acceso se obtiene un tipo de miel u otro. Por eso, desde el concurso quisieron diferenciar dos modalidades de miel: la categoría A, en la que se presentaron 14 mieles y que correspondía a Mieles Monoflorales (eucalipto, castaño, zarzamora y brezo) y la categoría B, Mieles Multiflorales, en la que participaron 18 productos.  

La cata que se llevó a cabo fue una ‘Cata a ciegas’, donde cada uno de los siete catadores expertos que formaron parte del panel, entre los que se encontraba la doctora Ana Pascual Maté, coordinadora y profesora del Grado de Nutrición Humana y Dietética de la Universidad Isabel I, puntuaron las mieles presentadas.

cata mieles

“No conocíamos las muestras que se nos iban a presentar. Cada uno de nosotros las cató codificadas en diferentes cabinas de cata de forma individual, para evitar que la opinión de otros catadores pudiera influir en nuestras decisiones”, explicaba Pascual, “es el mismo procedimiento que se sigue anualmente para elaborar la Guía de Mieles de España de Mieladictos. Sin embargo, este año, de las 150 mieles catadas de forma individual se han seleccionado 16 para llevar a cabo una final en la que el jurado realizará una cata conjunta”.

La final de la Cata Mieladictos 2019, de la que la doctora Pascual formará parte como jurado, se llevará a cabo este fin de semana en el Aula de las Abejas del Cerrato (Valoria la Buena, Valladolid), en la cual se decidirán las tres mejores mieles de España en este año 2019.