Recientemente se ha presentado en EEUU un documental sobre las programadoras de la ENIAC. Yo supe de ellas hará un par de años, preparando los materiales de Estructura y Tecnología de Computadores I, donde comenzábamos haciendo un recorrido por los hombres y mujeres que marcaron los inicios de la computación. Por aquel entonces no localicé demasiada información al respecto, pero gracias a este documental, se ha creado esta web: www.eniacprogrammers.org. Veremos si sirve para ponerlas finalmente en el lugar de la historia de la computación que merecen.

Aprovechamos esta noticia para hacer un repaso por los nombres femeninos que brillaron (o debieron haberlo hecho) en los inicios de la computación.

 

Las programadoras de la ENIAC

A mediados de los años 80, Kathy Kleiman realizaba su tesis sobre el papel de las mujeres en la historia de la computación, y se preguntaba quiénes eran aquellas mujeres que aparecían en las fotografías junto a la ENIAC. En principio le dijeron que eran modelos, pero le resultó extraño que a lo largo de los años siempre aparecieran las mismas personas. En 1986, en el 50 aniversario de la ENIAC, Kleiman tuvo la oportunidad de obtener información sobre dichas mujeres (que no habían sido invitadas al evento), y finalmente conoció que se trataba de Betty Snyder Holberton, Jean Jennings Bartik, Kathleen McNulty Mauchly Antonelli, Marlyn Wescoff Meltzer, Ruth Lichterman Teitelbaum y Frances Bilas Spence, las seis matemáticas que se encargaban de la programación del superordenador ENIAC, partiendo de cero y explotando todas las posibilidades de la máquina al máximo.

Por iniciativa de Kleiman, en 1997 la Asociación Internacional de Mujeres en Tecnología (WITI) incluyó a las programadoras de la ENIAC en su «Salón de la Fama» en un emotivo evento.

 

Ada Lovelace (1815-1852)

Hija del famoso escritor Lord Byron, es considerada la primera programadora de la historia. No me refiero a la primera mujer programadora, sino a la primera persona en crear un algoritmo para ser procesado por una máquina. Esto lo llevó a cabo de modo circunstancial ya que se le encargó la traducción de una memoria sobre la máquina analítica de Baggage, que ella conocía bien, y la completó con gran número de notas y aclaraciones que describían el software de dicha máquina.

Su valía se ha reconocido de muy diferentes formas: cien años después de su muerte sus anotaciones fueron publicadas con su nombre real, y fueron referenciadas por Alan Turing. El segundo martes de octubre se celebra anualmente el Día de Ada Lovelace, donde se le reconocen los descubrimientos de las mujeres en el campo de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas. Además, el lenguaje de programación ADA, de finales de los años 70 del siglo XX, toma su nombre de ella.

 

Grace Murray Hopper (1906-1992)

Grace Murray Hopper

Fue una científica de la computación y militar estadounidense, con grado de contraalmirante.

Colaboró en el proyecto Mark I, una supercomputadora militar, entre las décadas de los 50 y 60. Posteriormente continuó su trabajo en el área de la computación, definiendo los primeros lenguajes de programación con características de «alto nivel», dado que hacían uso de sentencias en lenguaje natural (inglés), utilizaban compiladores y ocultaban la complejidad del hardware al programador/a. Participó en la definición del lenguaje Cobol, tal vez el más longevo de todos (data de 1960 y aún hoy en día existen ofertas de empleo para programadores/as Cobol).

 

Hedy Lamarr (1914-2000)

¿Quién no ha oído antes esta frase?

«Cualquier chica puede ser glamurosa. Solo ha de quedarse quieta y parecer estúpida»
Hedy Lamarr

Hedy Lamarr

La fama le vino dada por protagonizar películas como Éxtasis (1933) o Sansón y Dalila (1949). Sin embargo, Richard Rhodes, uno de sus biógrafos, la define principalmente como «inventora». No en vano, el día 9 de noviembre se celebra el Día del Inventor coincidiendo con su onomástica.

Aunque durante mucho tiempo su título de «mujer más bella» se impuso a su ingenio, hoy sabemos que registró, junto al pianista George Antheil, la primera patente del espectro ensanchado. Ella era ingeniera, él músico. El invento funcionaba con 88 frecuencias, equivalentes a las teclas del piano, y era capaz de hacer saltar señales de transmisión entre las frecuencias del espectro magnético. Esto es la base hoy en día de las comunicaciones wifi, entre otras.

 

Radia Perlman (1951- )

Para finalizar, vamos a presentar a la única de nuestras protagonistas que aún está con vida. Es famosa por ser la creadora del protocolo Spanning Tree (STP), que básicamente convierte a Internet en una red de redes, ¡y que tanto dolor de cabeza le da a nuestros alumnos y alumnas de Redes!

STP no es su único mérito. A lo largo de su dilatada carrera ha registrado más de 70 patentes, casi siempre relacionadas con la seguridad en Internet. Veámosla hablar al respecto:

Como curiosidad, circula por Internet un poema, atribuido a esta experta, que explica cómo funciona STP. No es Neruda, pero transcribirlo aquí tal vez ayude a nuestros estudiantes a conocer los aspectos más importantes de su funcionamiento.

Algorhyme

I think that I shall never see
A graph more lovely than a tree.
A tree whose crucial property
Is loop-free connectivity.
A tree that must be sure to span
So packets can reach every LAN.
First, the root must be selected.
By ID, it is elected.
Least-cost paths from root are traced.
In the tree, these paths are placed.
A mesh is made by folks like me,
Then bridges find a spanning tree.

Os dejo algunas referencias, por si queréis más información sobre la interesante vida de estas mujeres.

Ada Lovelace, Victorian Computer Visionary, Ada Lovelace Day. Consultado el 9 de octubre de 2015.

«Invisible Computers: The Untold Story of the ENIAC Programmers» (en inglés). Witi Technology. 1 de noviembre de 2007. Consultado el 9 de octubre de 2015.

Hedy Lamarr: la estrella de cine que inventó la tecnología precursora del wifi Diario Turing (3 de febrero 2014). Consultado el 9 de octubre de 2015.

Añadir nuevo comentario