Sandra Lado Departamento de Comunicación. Universidad Isabel I
Mié, 06/10/2021 - 12:00

Instagram en en un teléfono móvil

Instagram cumple 11 años.

Instagram es una de las redes sociales con más usuarios activos a nivel mundial con 1.200 millones activos. La aparición de TIk Tok en escena ha obligado a la red asociada a Facebook a proponer novedades que mejoren el engagement con los usuarios y, al mismo tiempo, atraigan a marcas y agencias de publicidad.

La última novedad ha tenido lugar este mes de septiembre, con la confirmación obligatoria de la fecha de nacimiento para poder visualizar algunos contenidos, aunque la red cuenta con un gran número de usuarios menores de edad. Así, los que todavía no han registrado su fecha de nacimiento, recibirán una notificación emergente para confirmar su cumpleaños. En caso de que el usuario no conteste a esta petición, llegará un momento en el que, para seguir usando la aplicación, tendrá que confirmar este dato. Y si persiste en la negativa, la aplicación quedará bloqueada. Otro cambio reciente vinculado a los contenidos es el de las pantallas de advertencia para determinadas fotos o vídeos, donde se pedirá la confirmación de edad en caso de contenido sensible.

Como plataforma fundamental para cualquier campaña de marketing digital, Instagram se ha colado entre los principales reclamos para obtener una campaña de éxito. Permite hacer SEO (encontrando las publicaciones vinculadas a un tema de interés del usuario) con la posibilidad de realizar búsquedas por palabras clave. Hasta ahora, las keywords solo se pueden buscar en inglés, aunque en los próximos meses, se extenderán a otros idiomas.

Y siguiendo la estela publicitaria, Instagram ha incorporado anuncios publicitarios en su sección de Tienda con una pestaña dedicada al e-commerce.  Aunque las stories y los reels han acomodado su versión de contenido a los videos cortos, se abren las puertas de par en par a la publicidad. En los próximos meses, los reels incluirán anuncios entre contenidos orgánicos que permitirán la interacción con los usuarios. Serán ellos quienes juzgarán estos contenidos con comentarios y likes, además de poder guardar la publicación o hacer engagement, si les parece interesante el contenido.

Evitar juguetes rotos

Para evitar los juguetes rotos, Instagram permite desde mayo elegir si el usuario quiere mostrar o no el número de likes. En sus 11 años de vida, Instagram ha comprobado como la presión y exposición de la vida pública en las redes sociales puede afectar a la salud de los usuarios, especialmente a su autoestima. De esta manera, la aplicación busca crear un ecosistema digital más sano y empático, que defienda a los usuarios vulnerables, entre los que se encuentran muchos menores de edad.

Y en esa misma línea, las stories de Instagram tienen desde este verano una opción para ofrecer contenidos con subtítulos, con lo que las publicaciones generan más visibilidad. Se puede consumir el contenido de un vídeo, que se activa de manera automática, sin necesidad de activar el sonido, lo que puede multiplicar la accesibilidad a los contenidos y el engagement de la aplicación, llevando estos contenidos a nuevas comunidades de usuarios que, de otra manera, no podrían disfrutarlo.

La necesidad de interactuar en estos meses de pandemia con otras personas en forma de reuniones online, videollamadas o conferencias de voz ha generado en Instagram: las videollamadas grupales. Esta herramienta ha permitido las transmisiones en vivo de Instagram Live en la que pueden participar hasta 4 personas, como es el caso de ClubHouse.

Y es que en un mercado tan jugoso como este, en el que millones de usuarios están predispuestos a disfrutar con Instagram, es lógico que los tentáculos del marketing digital quieran aprovechar este mercado potencial para sacar tajada comercial. Aunque existe una tendencia cada vez mayor de usuarios que rechazan los contenidos publicitarios en su tiempo de ocio online, como ya ocurrió con los medios de comunicación tradicionales, e incluso pagan por ello en los llamados contenidos prime, aún estamos en los albores de las redes sociales, por lo que la senda de los publicistas puede tener un largo recorrido. En este sentido, si nos fijamos en las principales cuentas de Instagram, no deja de sorprender que la propia cuenta de la marca lidera el ranking mundial con 427.426.109 seguidores; en el puesto 11 está National Geographic, con más de 131 millones de seguidores y la multinacional deportiva Nike, que alcanza los 102 millones de seguidores. Estas cuentas se mezclan con las de futbolistas, actores o cantantes como Cristiano Ronaldo, Ariana Grande, Dwayne `The Rock’ Johnson, Selena Gomez, Kylie Jenner, Kim Kardashian, Lionel Messi, Beyoncé, Neymar, Justin Bieber, Taylor Swift, Kendall Jenner, Jennifer López, Miley Cyrus o Katy Perry, en los primeros puestos.

Muchas empresas han crecido gracias a las redes sociales. Instagram es una de ellas gracias a la combinación de imágenes, vídeos… y una cuidada estrategia empresarial le ha llevado, en estos 11 años, a convertirse en todo un éxito mundial que no ha hecho más que dar sus primeros pasos en el mundo empresarial.

Añadir nuevo comentario