Carmen Fernández Aguilar Coordinadora del Grado en Ade
Lun, 08/03/2021 - 12:00

Mujer y techo de cristal. Campaña de la Universidad Isabel I en el 8 de marzo

Hace ya 43 años de la Women´s Action Alliance Conference de Nueva York en la que Marilyn Loden argumentó y defendió la existencia de un techo invisible de cristal que imponía una serie de impedimentos a las aspiraciones y oportunidades de las mujeres. A raíz de ello, el término y la metáfora se han empleado con asiduidad y han servido para explicar hasta qué punto los estereotipos de género dificultan la promoción de las mujeres.

Cuatro décadas más tarde, la incorporación de estas a los puestos directivos es una realidad cada vez más frecuente a nivel mundial, pero sigue siendo insuficiente para fulminar la brecha de género global. Son muchas las mujeres que han roto este techo invisible: Rosa Menéndez, presidenta del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) desde 2017 y la primera mujer que lo ha dirigido; Fabiola Gianotti, directora general del Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN) desde 2016 y también ha sido la primera mujer en estar al frente; Fuencisla Clemares, que ostenta el cargo de directora general de Google España desde 2016; o Christine Lagarde, primera mujer en dirigir el Banco Central Europeo. Hasta el pasado 1 de noviembre, día en el que se hizo efectivo el nombramiento, Christine Lagarde fue presidenta del Fondo Monetario Internacional.

Marilyn Loden

'Lo único que debemos hacer es quitarnos los tapaojos para apreciar y hacer uso de todo lo que tienen que ofrecer'.Marilyn Loden, 1978

Cuando Marilyn Loden no pudo contener sus palabras, argumentó cómo el techo invisible de cristal y las barreras contra el ascenso eran culturales y no personales. Con ello, señaló que estas eran la principal razón que obstruía las aspiraciones y las oportunidades profesionales de las mujeres. Quizás hubiese sido difícil imaginar por aquel entonces que hoy en día, en pleno siglo XXI, cifras como las siguientes persisten:

  • La ONU señala que las mujeres tan solo representan un 22% de los parlamentarios en todo el mundo.
  • La Organización Internacional del Trabajo señala que las mujeres ocupan más del 80% de los empleos domésticos.
  • En la Unión Europea cerca de 9,4 millones de personas ocupan un puesto de dirección en la UE: 6 millones de hombres y 3,4 de mujeres.
  • Según la OCDE la brecha de actividad se agudiza y supera el 25% a partir de los 36-40 años, etapa de maternidad.
  • A nivel mundial las mujeres ocupan 1 de cada 4 puestos de liderazgo. De estas, solo el 12% dirigen las empresas.
  • Naciones Unidas indica, que actualmente, el salario de la mujer es un 24% menos que en varones. En España el INE calcula que los hombres cobran casi 6000€ más al año de media.
  • El INE señala que el 15,2% de las mujeres ingresa solamente el salario mínimo, frente al 5,6% de los hombres en esta situación.
  • El INE señala que, en España, el 96% de los trabajadores a media jornada, son mujeres.
  • Women in Business refleja que en España solo el 27% de las mujeres ocupan cargos de dirección.
  • Sin embargo, el porcentaje de personas con estudios superiores, imprescindibles en los altos cargos de dirección, sigue siendo mucho más elevado en mujeres que en hombres, siendo este aumento progresivo y exponencial a lo largo de los años.

Como podemos ver, el techo de cristal no es una cuestión personal, no es un caso aislado, no es una barrera interna que las mujeres no quieran romper. No es que las mujeres no quieran ascender socialmente, autoimponiéndose una barrera personal. Es una cuestión cultural y sociológica, una barrera externa difícil de romper con la que la cultura machista impide, de un modo oculto, que la mujer esté equitativamente representada. Son barreras externas al talento femenino que funcionan como causas extrínsecas para romperlo.

Son muchas las razones y los aspectos que conforman este techo. Entre ellas constan el reparto desigual de las cargas familiares, el sexismo, las ideas establecidas sobre las capacidades de la mujer, las políticas de empresa, las políticas gubernamentales, la falta de conciliación familiar, la educación y un largo etcétera.

Si bien es cierto que resulta alentador observar que la sociedad está realizando esfuerzos y que se producen cambios en estas cifras, que disminuyen poco a poco frente a años anteriores, las mujeres siguen estando infrarrepresentadas en los puestos de poder en las organizaciones, la política y las empresas. Las propuestas para derribar los muros que sujetan este techo de cristal pasan por la educación y la formación en diversidad y valores, programas de conciliación, inversión en tecnología, de mentoring en el liderazgo a nivel nacional e internacional entre generaciones, planes de igualdad como medidas concretas y programas de diversidad entre las empresas con distintivos de calidad.

No obstante, necesitamos que se continúe desarrollando estas medidas y que la sociedad en general luche aún más por exaltar la fortaleza de una realidad de crecimiento y desarrollo, donde los líderes generan más líderes, y donde el empoderamiento de la mujer y del hombre tienen como única base el talento, no el género, y que tendrá un efecto dominó positivo que se reflejará en la escala profesional y global.

 

Bibliografía

Instituto Nacional de Estadística (INE) (2020). Mujeres en altos cargos públicos y privados. https://www.ine.es/ss/Satellite?c=INESeccion_C&cid=1259925595694&p=1254735110672&pagename=ProductosYServicios/PYSLayout&param1=PYSDetalle&param3=1259924822888

Instituto Nacional de Estadística (INE) (2020). Encuesta de Población Activa. https://www.ine.es/daco/daco42/daco4211/epa0319.pdf

Ministerio de Educación y Formación Profesional (2020). Estadísticas de Educación. https://www.educacionyfp.gob.es/servicios-al-ciudadano/estadisticas.html

Instituto Nacional de Estadística (INE) (2020). Salario anual medio, mediano y modal. Salario por hora. Brecha salarial de género (no ajustada) en salarios por hora. https://www.ine.es/ss/Satellite?L=es_ES&c=INESeccion_C&cid=1259925408327&p=1254735110672&pagename=ProductosYServicios%2FPYSLayout&param3=1259926137287#:~:text=En%20el%20a%C3%B1o%202018%2C%20el,bruto%20del%2078%2C6%25.

OCDE: Employment Outlook 2018, París, 2018; FMI: World Economic Outlook: Seeking sustainable growth: Short-term recovery, long-term challenges, Washington, DC, octubre, 2017.

Añadir nuevo comentario