David Mota Zurdo Profesor del Grado en Historia y Geografía de la Universidad Isabel I
Mié, 21/04/2021 - 11:40

Avión de Barón rojo

Serie: 'Haciendo Historia(XXXVIII)'

Barón Rojo: grupo honorífico

varon rojo

Barón Rojo. Fuente: National Geographic

Un 27 abril de 1981 vio la luz Larga vida al rock and roll el primer álbum de estudio de la banda de heavy metal madrileña Barón Rojo. Liderada por José Luis Campuzano Sherpa, este grupo de metaleros se dio a conocer en toda España contribuyendo al asentamiento de la escena de este género musical. No fue el único, hubo otros grupos como Obús o Los Ángeles del Infierno, que también fueron fundamentales en la proliferación de este estilo en el país. Como ha señalado Fernán del Val, los Barón consiguieron gran notoriedad por el reciclaje de sus miembros, que procedían de otras bandas musicales como Coz, y, sobre todo, porque fueron excelentes músicos que internacionalizaron su música al haber tenido la oportunidad de grabar en los estudios del londinense Ian Gillian, cantante de Deep Purple (Del Val, 2017: 346).

Logo de Barón Rojo. Fuente: Nacion Metal

Logo de Barón Rojo. Fuente: Nacion Metal

Si se trae a colación a esta banda musical no es precisamente por sus dotes artísticas, de las que no hay duda, sino por su nombre, que remite al apodo del piloto alemán Manfred von Richthofen, y por la canción dedicada a este personaje, que curiosamente se dio a conocer pocos días después de que se cumpliera la efeméride de su fallecimiento. En este sentido, es de justicia reconocer que, gracias a estos rockeros, la figura de Barón Rojo, conocida entonces por el gran público en España sólo a través de los cómics de Robert Kanigher y Joe Kubert (1965), pasó a convertirse en un lugar común de la cultura underground española, ligando indisolublemente al grupo musical con la figura histórica. No en vano si tecleamos en Google el término Barón Rojo inmediatamente remite a la banda musical.

La figura convertida en himno

En el citado primer álbum de estudio, el grupo de Sherpa elaboró la canción Barón Rojo. En esta composición, una de sus estrofas recoge lo siguiente sobre von Richthofen: 'Mítico Barón, ¿dónde quedó el vuelo fugaz de tu gran avión? Barón, pionero audaz. El aire fue tu pasión y otro avión te destruyó. De héroe nacional pasaste a ser cómic en papel, no es un mal final'. Esta letra resume en unas breves palabras la vida de Barón Rojo. Es una de las virtudes del rock (sobre todo, de sus mejores letristas): resumir de manera sintética y clara ideas, conceptos e incluso biografías, como aquí sucede, sin tiempo para aburrir.

Pero ¿qué hay de cierto en la letra de este grupo heavy? ¿realidad o ficción? ¿ficción basada en hechos reales? ¿quién fue el Barón Rojo?

De familia aristocrática y militar, Von Richthofen nació el 2 de mayo de 1892 en Breslau, una ciudad polaca que en el siglo XIX era territorio del Imperio germano. Siguiendo la tradición militar y emulando a su padre y hermano se formó en la caballería alemana durante la década de 1910, sirviendo en el regimiento de infantería durante una parte de la I Guerra Mundial. Este conflicto, conocido por ser uno de los más crueles y sangrientos de la contemporaneidad, se caracterizó por la utilización de trincheras, que el joven Manfred experimentó en primera persona. El trato inhumano, el aburrimiento, las enfermedades infecciosas o los piojos fueron determinantes para que von Richthofen optara por cambiar de aires.

Von Richthofen (en el medio). Fuente: National Geographic

Von Richthofen (en el medio). Fuente: National Geographic

Un piloto de primera

A mediados de la década de 1910 se alistó en la Fuerza Aérea Alemana, donde tuvo una relación de amistad e instrucción estrecha con Oswald Boelcke, que le enseñó todo sobre el mundo de la aviación. Gracias a esta formación, Manfred fue elegido para integrar el escuadrón de caza Jasta 2, donde cosechó grandes éxitos desde su primera salida en el verano de 1916 por el espacio aéreo francés. Pronto, comenzó a destacar por su precisión visual y su capacidad: un soldado que se convertía en una máquina de matar según tomaba los mandos de su avión, como indicaron sus compañeros. De este modo, superó rápidamente a Boelcke en número de victorias y derribó el avión de Lanoe Hawker, el mejor piloto inglés de aquel momento.

Barón Rojo junto a su avión. Fuente: Ciencia Histórica

Barón Rojo junto a su avión. Fuente: Ciencia Histórica

La muerte de Boelcke contribuyó a que Barón Rojo asumiera el mando de una escuadrilla de la Fuerza Aérea, conocida como 'El circo volador' por los llamativos colores de sus aviones. Por su parte, Manfred se ganó su apodo por pintar su aeroplano de color rojo: una acción que hizo conscientemente para ser reconocido por el enemigo. Al frente de esta escuadrilla dirigió más de 50 misiones y derribó casi un centenar de aviones: su unidad llegó a acabar con más de 600 aviones y sólo sufrió 56 bajas, lo que le valió la Cruz del Mérito del Imperio alemán.

De hombre a héroe

Cuando Barón Rojo tomó los mandos de su biplano el 21 de abril de 1918 no sabía que ese día sería fatídico para él. Unos meses antes había conseguido sobrevivir al impacto de una bala perdida, que le generó una ceguera parcial y que no fue un freno a su actividad bélica, pues siguió volando imprudentemente. Sin embargo, la situación fue completamente distinta en la primavera de aquel año. Con apenas 25 años, tomó su avión, cogió altura y mientras surcaba por el cielo francés fue derribado por un biplano aliado, acabando con su vida.

Realmente no se sabe quién fue el autor de este ataque. Las hipótesis son varias: algunas fuentes aseguran que Roy Brown, capitán de la Fuerza Aérea de Canadá, derribó el avión de Manfred; otras, en cambio, indican que fue un soldado de infantería australiano, un novato, de nombre William John Evans, que le derribó disparándole con armas antiaéreas desde tierra.

Sea como fuere, von Richthofen fue enterrado con honores militares y los escuadrones propios y aliados honraron su memoria. Se gestó así una leyenda de la historia de la aviación militar que, hoy, 103 años después de su desaparición, sigue presente en cómics, camisetas, biografías, blogs de historia militar o en grupos musicales como el citado Barón Rojo.

Restos del avión de von Richthofen. Fuente: La Vanguardia

Restos del avión de von Richthofen. Fuente: La Vanguardia

Referencias:

Del Val, F. (2017). Rockeros insurgentes, modernos complacientes: un análisis sociológico del rock en la Transición (1975-1985). Fundación SGAE.

Editor: Universidad Isabel I

Burgos, España

ISSN: 2659-398X

 

Añadir nuevo comentario