Andrés Seoane Fuente Departamento de Comunicación
Vie, 09/08/2019 - 09:51

emprender negocio rentable

Es una idea muy extendida en el imaginario colectivo: empresario de éxito, hecho a sí mismo, que llega a ser millonario sin más ayuda que una genialidad y trabajo duro desde un garaje o una pequeña oficina. Este relato idílico no es para nada habitual. No queremos decir que no ocurra, pero no es la norma. Si quieres saber cómo emprender un negocio te recomendamos que te prepares académicamente, para tener una base de conocimientos sólida. El éxito empresarial lleva aparejados muchos factores, pero no todos estarán bajo tu control. Tu formación sí lo está.

Emprender un negocio rentable requiere de una base mínima de conocimientos

Aunque te decidas a emprender en solitario o con un proyecto empresarial a muy pequeña escala, no puedes lanzarte al mercado «a las bravas». Si quieres sobrevivir y que tus opciones para emprender un negocio sean mayores debes contar con una base teórica mínima. ¿Cómo funciona el mercado macroeconómico y microeconómico? ¿Cómo hacer un plan de negocio? ¿Cómo se gestiona la contabilidad de una empresa? ¿Cómo diseñar y lanzar un producto mínimo viable? ¿Cómo afrontar la política de precios? ¿Cómo elaborar una estrategia de marketing?

Estas son sólo algunas de las preguntas que deberías hacerte antes de iniciar un proyecto para emprender un negocio rentable. Y hay muchas más. Por eso, para encontrar las respuestas adecuadas y tener más seguridad a la hora de emprender es muy recomendable que te plantees el estudio de un grado específico donde se traten estas y otras materias. Un Grado en Administración y Dirección de Empresas puede ser una excepcional oportunidad para que tu idea de producto o servicio llegue a buen puerto y te conviertas en empresario o empresaria de éxito.

No basta saber cómo emprender un negocio. Se requiere actitud

Y es que el camino del emprendimiento no es para nada fácil. Una vez que obtienes tu Grado en ADE necesitas poner en práctica tus conocimientos y enfrentarte a la realidad del mercado. Y, aunque nos encantaría poder decirte lo contrario, el sendero no está plagado de rosas. De hecho, hay que asumir la posibilidad de que nuestro primer proyecto de negocios y emprendimiento no sea exitoso. Y quizás tampoco el segundo, ni el tercero.

Por eso, el «gen» del auténtico emprendedor -con el que no todo el mundo cuenta- tiene que aunar una serie de virtudes: imaginación, perseverancia, resiliencia, capacidad de trabajo, flexibilidad, pasión… En resumen, un emprendedor de verdad no tendrá éxito tan sólo por lo apropiado o necesario de su producto o servicio. Lo tendrá en la medida en que sepa insistir para alcanzarlo. Con su idea inicial o con otras totalmente diferentes. Adaptándose a los cambios o adelantándose a ellos. El arma más poderosa en el emprendimiento, además de unos conocimientos apropiados y un producto o servicio que satisfaga una necesidad en el mercado, es su actitud.

Distintas áreas 'maduras' para emprender un negocio rentable

Existen dos grandes focos de atención empresarial que, muy probablemente, dictarán el futuro a corto plazo de los proyectos de emprendimiento que se están fraguando hoy.

Por un lado, el protagonizado por la tecnología. Especialmente en los campos de la robótica y su aplicación, tanto industrial como biomecánica, al mismo nivel que la realidad virtual y la inteligencia artificial, que no hace otra cosa que asentar su proyección y crecimiento, día a día.

El grueso del trabajo que hoy en día es llevado a cabo por mano de obra humana podrá realizarlo un robot, dentro de pocos años. A menor coste, de manera más rápida y con mayor eficiencia. Explorar las posibilidades de ese mercado podría darte ideas para emprender un negocio rentable.

Aunque parezca paradójico, el otro campo de acción empresarial con más futuro parece seguir una dirección opuesta, aunque lo hace solo en apariencia. Si queremos garantizar nuestra supervivencia tenemos que empezar a pensar seriamente en la sostenibilidad ecológica de nuestra vida en el planeta.

Cualquier idea de negocio que orbite sobre la sostenibilidad ambiental, los hábitos de consumo ecológicamente eficientes, las fuentes de energía limpias, el reciclaje y la reducción del impacto de nuestra huella ecológica tienen muchas posibilidades de alcanzar el éxito.

Añadir nuevo comentario